Siete miembros del Ejército norteamericano están acusados de desvelar información confidencial para el videojuego Medal of Honor. Uno de los siete acusados participó en la emboscada que acabó con la vida del jefe del grupo terrorista Al Qaeda,  Bin Laden, según revela la CBS.

Los siete miembros del equipo Seis del grupo de élite SEALS aún están en activo y uno de ellos participó en la acción que acabó con Bin Laden. Los siete inculpados particparon dos días, en sesiones pagadas, como consultores del juego Medal of Honor: Warfighter.

Cuatro de los siete miembros del equipo han sido cambiados de unidad y continúan bajo investigación. El juego realmente no recrea la muerte del jefe de Al Qaeda, pero incluye realistas misiones como un ataque a los piratas somalíes. No es anormal que Electronic Arts, productora del juego, emplea a personal especializado en los temas que toca para hacer más realistas sus tramas.

Según la cadena norteamericana se decsonoce qué secretos de SEAL han sido desvelados, pero mientras trabajaron como consultores de EA emplearon material clasificado que les habían entregado el Ejército.

Las acciones del Equipo Seis de SEAL, sin embargo, protagonizarán dos películas: sobre el rescate de un capitán secuestrado por piratas somalíes y sobre los preparativos del ataque a la casa de Bin Laden. Pero en estos dos casos, SEAL contaba con el beneplácito de las autoridades militares.

Por culpa del videojuego, los marines se han quedado sin la mitad de sus sueldo durante dos meses y también podría costarles futuras promociones en su carreras.

La misma cadena ya había entrevistado hace un año a un miembro de este grupo de élite. En la entervista, el autoidentificado como Mark Owen relató que él hizo las fotos de la muerte y que él se encargó de tirar el cadáver al mar.

 

 

 

from Portada de Tecnología | EL PAÍS http://elpais.com/tecnologia/2012/11/09/actualidad/1352449942_383649.html

Anuncios